Señales de padres tóxicos: 15 señales de que tienes padres tóxicos

¿Tienes una relación difícil con tus padres? ¿Son exigentes, críticos y manipuladores? Si es así, pueden ser personas tóxicas.

Nadie tiene una relación perfecta con sus padres o suegros. ¡Y realmente hay muchas familias tóxicas en este mundo!

Si tienes suerte, tienes una relación positiva y saludable con tus padres la mayor parte del tiempo. Desafortunadamente, para algunas personas, aquellas cuyos padres son tóxicos, esto no es posible.

No importa cuánto te esfuerces, no puedes tener una relación mutuamente satisfactoria y respetuosa con personas emocionalmente enfermas.

En uno de mis últimos artículos hablo de lo que significa tener una madre tóxica y narcisista, y en este artículo trataremos el tema de los padres tóxicos con un poco más de detalle.

Para saber más, ¡sigue leyendo!

Lea también: Cómo inquietar a un pervertido narcisista: la guía definitiva

¿Qué es un padre tóxico?

la madre le grita a la hija mientras se sienta a la mesa

El término “padre tóxico” es un poco nebuloso y probablemente todos lo definimos de manera diferente.

A menudo, los narcisistas o aquellos con otros trastornos de personalidad o enfermedades mentales, padres abusivos, emocionalmente inmaduros y alcohólicos o dependientes son etiquetados como tóxicos.

Los niños pequeños, incluso aquellos cuyos padres son tóxicos, asumen que sus padres son típicos. Sin ninguna base de comparación, piensas que otras familias funcionan con las mismas reglas disfuncionales y que los padres de todos son crueles, no están disponibles o son controladores.

Eventualmente, sin embargo, te das cuenta de que los padres emocionalmente sanos realmente se preocupan por los sentimientos de sus hijos, los alientan a perseguir sus sueños, se disculpan cuando fallan y hablan sobre los problemas de manera respetuosa.

Te das cuenta de que tus padres son diferentes.

Los padres tóxicos causan mucho dolor, malestar y problemas psicológicos duraderos a sus hijos.

La buena noticia es que es posible superar los efectos de los padres tóxicos.

El primer paso es ser consciente de lo que realmente significa tener un padre tóxico y reconocer las formas particulares en que sus padres son disfuncionales o emocionalmente enfermos.

Ver también: A todos los niños valientes que terminaron con su padre tóxico

15 señales de que tienes padres tóxicos

Si experimentó alguno de los siguientes síntomas cuando era niño, es probable que uno o ambos de sus padres fueran tóxicos:

1. No te brindan afirmación y seguridad

madre le grita a su hija

Algunas personas creen que mostrar un amor duro es una forma importante de asegurarse de que sus hijos puedan cuidar de ellos en el futuro.

Si se beneficia regularmente de este enfoque, incluso podría creer que ha tenido un impacto positivo en su privacidad.

Sin embargo, si prácticamente se está derrumbando ahora por la percepción de fracaso o rechazo, lo más probable es que se deba a la negativa negativa de uno de sus padres a brindarle la cantidad adecuada de seguridad y afirmación cuando era joven.

El amor duro a veces puede funcionar, pero no puede ser el único enfoque que tome un padre si quiere que su hijo se convierta en un adulto completo.

2. Son demasiado críticos

Los padres de todos critican de vez en cuando. Sin este componente, es posible que nunca aprendamos a hacer muchas cosas correctamente, como tareas cotidianas como lavar la ropa.

Lectura relacionada:  Soy un pervertido narcisista: ¿Qué debo hacer para cambiarlo?

Un padre tóxico lleva esto al extremo siendo demasiado crítico con todo lo que hace su hijo. Los padres pueden cometer el error de pensar que están haciendo esto para asegurarse de que sus hijos no cometan errores graves.

Desafortunadamente, lo que realmente hace este comportamiento es que el niño desarrolla una dura crítica interna que puede ser paralizante cuando sea adulto.

3. Demandan tu atención

charla madre e hija

Los padres tóxicos suelen convertir a sus hijos en sus propios padres sustitutos exigiendo su atención en todo momento.

Puede verse como un vínculo entre padre e hijo, pero en realidad es una relación parasitaria que consume demasiado tiempo y energía del niño cuando debería concentrarse en aprender las habilidades de los demás.

Aunque a veces puede ser difícil, un padre completo les dará a sus hijos suficiente espacio para crecer y ser niños sin necesidad de una interacción constante para satisfacer sus propias necesidades.

4. Hacen bromas tóxicas sobre ti.

Todos los padres molestan a sus hijos a veces, pero cuando los llamados chistes se vuelven comunes, puede ser un gran problema e indicar relaciones tóxicas.

No tienes que tolerar este tipo de comportamiento solo porque tus padres siempre han bromeado sobre algo como tu altura o tu peso.

En última instancia, esta es una táctica de socavamiento que puede hacerte sentir muy mal contigo mismo.

Si un padre tiene una preocupación legítima para criar a su hijo, debe ser honesto y no juzgar.

5. Te engañan para que justifiques un comportamiento terrible

madre pelea con su hija sentada en el sofá

¿Creciste creyendo que tus padres abusaron física o emocionalmente de ti porque te lo merecías?

Si es así, es posible que aún esté justificando el comportamiento horrible de los demás a su costa.

Los padres tóxicos pueden torcer cualquier situación para adaptarla a sus necesidades, dejando a los niños con dos opciones: aceptar que sus padres están equivocados o internalizar toda la culpa.

En la mayoría de los casos, los niños, incluso los que ya son adultos, eligen esta última opción.

Lee también: Estar seguro de ti mismo: Autoconfianza diaria

6. No te permiten expresar emociones negativas

Los padres que se niegan a nutrir las necesidades emocionales de sus hijos y se ríen de sus emociones negativas se están preparando para un futuro en el que el niño se sentirá incapaz de expresar lo que necesita.

No hay nada de malo en ayudar a los niños a ver el lado positivo de cualquier situación. Sin embargo, despreciar por completo los sentimientos negativos y las necesidades emocionales de un niño puede conducir a la depresión y hacer que sea más difícil para ellos lidiar adecuadamente con la negatividad cuando sean adultos.

7. Incluso asustan a sus hijos adultos.

madre e hija se sientan a la mesa y hablan

El respeto y el miedo no tienen por qué ir juntos. De hecho, los niños que se sienten amados, apoyados y conectados tienen muchas más probabilidades de ser felices como adultos.

Si bien es inevitable que de vez en cuando se necesite algún tipo de disciplina, los padres no tóxicos no usan palabras ni acciones muy atemorizantes que dañen permanentemente la salud mental de sus hijos.

Lectura relacionada:  ¿Cuál es la reacción de un manipulador cuando lo dejas?

Los niños no deberían tener miedo de ser respetuosos, y no deberían sentirse ansiosos cada vez que sus padres llaman o envían mensajes de texto.

8. Siempre anteponen sus sentimientos.

Los padres pueden creer que sus sentimientos deben ser lo primero en los asuntos familiares, pero esta es una forma de pensar arcaica que no fomentará las relaciones positivas.

Aunque los padres tienen que tomar la decisión final sobre todo, desde la cena hasta los planes de vacaciones, es necesario considerar los sentimientos de cada miembro de la familia, incluidos los niños.

Las personas tóxicas obligan constantemente a los niños a reprimir sus propios sentimientos para apaciguar a sus padres.

9. Te impiden alcanzar tus metas

madre e hija se sientan en el sofá y hablan

¿Alguno de tus padres se interesó en todo lo que hacías hasta el punto de recuperarte o incluso duplicarte?

Puede parecer las acciones de alguien que se interesa por la vida de su hijo, pero esto a menudo hace que sea más difícil para el niño alcanzar sus metas.

Por ejemplo, si tienes que vender 50 cajas de galletas al mismo tiempo que tu madre decide hornear galletas y repartirlas entre los vecinos, será mucho más difícil alcanzar tu meta de ventas.

Este comportamiento puede arruinar toda tu vida si permites que tus padres se salgan con la suya.

10. Usan la culpa y el dinero para controlarte.

Todos los niños han experimentado un viaje de culpa por parte de sus padres, pero las personas tóxicas recurren regularmente a esta táctica.

Incluso como adulto, tus padres aún pueden controlarte al darte regalos caros y esperar algo a cambio.

Si no haces lo que ellos quieren, intentarán hacerte sentir culpable por “Todo lo que han hecho por ti. »

Los padres sanos saben que los niños no les deben una respuesta específica a cambio de dinero o regalos, y no se benefician culpando a sus hijos.

Lea también: He aquí por qué cada signo del zodiaco lucha con la autoestima

11. Te dan el trato tranquilo

madre e hija hablando en la casa

Puede ser difícil hablar con alguien cuando estás enojado, pero excluir a un niño con el tratamiento del silencio es muy dañino e inmaduro. Difundir este trato pasivo-agresivo perjudica cualquier tipo de relación y hace que el receptor se sienta obligado a arreglar la situación, aunque no haya hecho nada malo.

Si, por ejemplo, tu papá tóxico está demasiado loco para tener una conversación racional, debería excusarse por unos minutos en lugar de ignorarte abiertamente.

12. Ignoran los límites saludables.

Los padres pueden justificar vigilar de cerca a sus hijos y, en algunas situaciones, incluso puede ser necesario curiosear un poco para garantizar su seguridad. Sin embargo, todos deberían poder establecer límites, especialmente los adolescentes.

Los padres tóxicos traspasan estos límites todo el tiempo, lo que causa muchos problemas.

Por ejemplo, un padre tóxico abrirá la puerta de su hijo sin llamar primero. Esto establece un patrón que dificulta que sus hijos reconozcan y comprendan adecuadamente los límites más adelante en la vida.

Lectura relacionada:  Cómo experimenta el manipulador el silencio de la radio: ¡revelamos todo!

13. Te culpan por su felicidad.

madre se queja con su hija

Ningún niño debe ser considerado responsable de la felicidad de sus padres. Además, los padres nunca deben exigir que los niños renuncien a las cosas que los hacen felices para igualar el marcador.

Verse forzado a esta situación dificultará que los niños entiendan que todos somos responsables de nuestra propia felicidad.

14. Regularmente mienten y manipulan

La mayoría de las personas tóxicas tratarán de cubrir sus propias huellas para que los demás no puedan darse cuenta exactamente de lo que están haciendo.

En lo profundo de sus corazones, entienden que lo que están haciendo no está bien ni es aceptable, aunque piensen que está totalmente bien.

Las mentiras, la manipulación y el chantaje emocional son herramientas comunes en el arsenal de un padre tóxico para evitar que los demás entiendan verdaderamente lo que está pasando.

Estas son herramientas que utilizan para mantener el control, para presentarse como una buena persona incomprendida o simplemente para mentir para beneficio personal.

15. Son abusivos física, mental o sexualmente

la madre le grita a su hija que está enojada

Este se explica por sí mismo. Cualquier madre o padre que abusa de su hijo en cualquier capacidad es un padre tóxico.

Si uno de tus padres usa abuso sexual o violencia física para controlarte, es una persona extremadamente tóxica.

Lee también: ¿Cómo reconocer una dependencia emocional y qué hacer para superarla?

Cita del día: » Los La mejor cosa lo que un padre puede hacer es darle a sus hijos su propio espacio. »

La conciencia conduce a la aceptación.

madre e hija pelean al aire libre

Si tienes padres tóxicos, recuerda que no es tu culpa.

No importa lo mucho que traten de culparte, tus padres no lo hacen. «difícil» por todo lo que has hecho.

Reconocer que tus padres tienen problemas importantes y que es poco probable que cambien prepara el escenario para la aceptación.

Y cuando aceptamos a las personas como son, nos liberamos de la lucha por intentar cambiarlas. Podemos llorar la pérdida del tipo de relación padre-hijo que queríamos.

La aceptación es muy útil para restaurar su tranquilidad. Pero aun así, tener padres tóxicos es muy estresante y necesitas estrategias que te ayuden a lidiar con tus padres disfuncionales.

Eliminar a las personas tóxicas de tu vida puede parecer imposible, especialmente si una de ellas es un familiar. Sin embargo, a menos que tome medidas, será mucho más difícil deshacer el daño emocional y psicológico que le hicieron durante su infancia.

En el lado positivo, cualquier padre tóxico que se identifique con los 15 puntos de este artículo puede recurrir a un consejero calificado para ayudarlo a romper con sus patrones de comportamiento negativos.

Gracias por leer verdayalma.com. ¡Hasta pronto!

Deja un comentario